fuentesfidedignas.com.mx

Martes 25 Enero 2022 22:20 hrs

TECNOVIDA

Román Ochoa

Androide Paranoico

01:30 - 04 Septiembre 2013

TECNOVIDA

 

Román Ochoa

 

 

 

A estas alturas del partido, ya debemos de saber lo que es el hardware y el software; algo así como el cuerpo y el alma de la computadora. El software más importante es el sistema operativo (OS). Este programa es el que controla todos los componentes del ordenador. Los más populares son Windows, Mac OS y Linux. ¿Cuál es el mejor?


Empecemos por el más popular: Windows. Bill Gates, acertadamente, le aposto a que el dinero de la computación estaba en el software. Ahora es el hombre más rico del mundo y su sistema operativo es el más usado acaparando el 90% del mercado. Pero como es común, no siempre lo más popular es lo mejor. Este caso no es la excepción. Aunque nueve de cada diez computadoras usen alguna versión de Windows, todavía no puede competir con Mac OS o Linux, si de calidad hablamos.


Todas las versiones de Windows han estado plagadas de errores, conocidos en el mundo de la programación como “bugs”. ¿Cuántas veces le ha aparecido en su computadora la famosa Blue Screen of Death (pantalla azul de la muerte)? Somos tan malos consumidores, que en lugar de exigir un mejor programa, nos acostumbramos a guardar nuestro trabajo cada cinco minutos. También le podemos agregar a la lista de desventajas: lo vulnerable que es a los virus y otros tipos de programas diseñados para hacerle daño a la computadora. La gota que derramó el vaso fue el escándalo de hace algunos meses, cuando se acusó a Microsoft de espiar a los usuarios para vender la información al mejor postor.


La popularidad de Windows tiene mucho que ver con el desconocimiento de alternativas. La mayoría de los usuarios piensan que no hay otra opción. La razón es que existe un convenio con los fabricantes de computadoras para vender el OS preinstalado en el equipo; el costo del programa viene incluido en el precio de la computadora. Es difícil encontrarle el lado amable a los productos de Microsoft.


El segundo sistema operativo más usado es el Mac OS de Apple, ahora llamado OS X. Tiene una penetración de mercado de aproximadamente 7%. El bajo porcentaje de uso de este OS se debe, en su mayoría, a que solo se distribuye con las computadoras de Apple. También tienen años luchando con el estigma de que son difíciles de usar y que no son compatibles con ciertas impresoras, escáner y otra parafernalia; mitos. Las computadoras de esta empresa acompañan el excelente OS con un impresionante hardware; las desventajas más notables son el alto costo y la poca variedad de los equipos.


A diferencia de Microsoft, Apple no saca al mercado su software con montones de errores; en el caso que existan, usualmente son rápidos en distribuir una actualización para reparar el error. Dejemos algo claro, estas computadoras también son vulnerables a los virus; pocos pero existen. Quienes han usado una computadora de Apple y tiene el dinero, difícilmente vuelven a comprar de otra marca.


Por último tenemos al Linux. Este sistema operativo es muy peculiar: es open source (código abierto), no tiene dueño; mejor dicho, es de todos. Los servidores y computadoras más potentes usan este OS por su alta eficiencia y seguridad. Es el único que puede presumir que no es vulnerable a algún virus. Es actualizado y mejorado constantemente por la misma comunidad de usuarios. Es casi imposible que un software no tenga errores, pero en Linux lo difícil es encontrarlos. La lista de sus virtudes es larga; sus desventajas casi inexistentes. 


La penetración de mercado de Linux es de solo 1.5%, a causa de que no tiene el respaldo de difusión de las grandes empresas. Este sistema operativo es distribuido por diferentes comunidades de usuarios, las más famosas son Ubuntu y Debian. Es fácil entrar a cualquiera de sus portales, descargar la versión más reciente e instalar el programa; ya que es compatible con casi cualquier computadora, sin importar marca o modelo. Si quiere que su computadora funcione mejor, es altamente recomendable que le instale alguna versión de Linux. Puede ser intimidante al principio, pero no es difícil de usar. También cuenta con un gran catálogo de programas, en su mayoría gratuitos.


En el mundo de la tecnología, usualmente lo mejor es lo que se ajusta a sus necesidades, pero en este caso hay un claro ganador. Windows definitivamente no puede competir en calidad con Mac OS o Linux, es más, no puede competir en nada. Como decíamos en la primaria: “No gana ni a comer frijoles”. La diferencia más notable entre la propuesta de Apple y Linux es el costo; no se puede competir contra algo que es gratis. ¿Quiere usar el mejor sistema operativo? Invierta un poco de tiempo en aprender a usar Linux.

 

 

Recomendación de hoy:
Vean este video y mediten un poco.

 



Si gustan más información dejen un comentario o un tuitazo a @RomanOchoa.
 


Publicado el Miércoles, 04 Septiembre 2013 01:30
Visitas: 595